Manifiesto motero S Nation

En S Nation somos moteros, nos une una pasión común: la moto. En concreto somos propietarios de una Kawasaki Vulcan S. Este es el breve y sencillo manifiesto bajo el que nos regimos.

Somos un grupo de moteros, no necesitamos instituciones dentro de las instituciones ni cabezas visibles para hacer lo que nos gusta: quedar para rutear, hablar y forear sobre nuestras motos y tomar algunas cervezas de vez en cuando.

1ª Enmienda:

Sea bienvenido todo el mundo, con independencia de su credo religioso o político,  orientación sexual, sexo, raza y de la moto que tenga.

Sobre la nomenclatura de la Kawasaki Vulcan S:

La Kawasaki Vulcan S es una moto divertida, potente, manejable y versátil, con una estética original y creemos que probablemente no debería ser considerada y/o llamada “Vulcan”, aunque el fabricante así lo decidiera. No sabemos por qué razones lo hicieron y parece que no dedicaron demasiado tiempo a la decisión.

Qué sí y qué no:

  • En S Nation respetamos las normas de circulación, tenemos una Custom diferente, y práctica, gran motor bicilíndrico en paralelo de 649cc de inyección electrónica, par motor de 63 Nm, potencia de 61 CV, refrigerado por agua, con sistema DOHC, de 8 válvulas, con doble mariposa en admisión, diseñado para ofrecer una alta seguridad y fiabilidad. Aprovechamos todas las ventajas que la moto nos ofrece, siempre dentro de los límites que han de cumplirse.
  • Desde S Nation alentamos a todos al uso de la moto en el día a día, no somos moteros sólo de fin de semana y queremos compartir nuestra afición con los compañeros S Nationers y vivirla lo máximo posible.
  • Cerveza sí; si es con moto que sea cero-cero.
  • Llevamos siempre casco, es nuestro seguro de vida.
  • Carreteras mal conservadas no; ídem con el asfalto de ciudad: apelamos por una señalización de obras de una forma más racional y evidente.
  • Conductores insensatos no, son un peligro para sí mismos y para los demás.
    No a los radares en rectas con perfecta visibilidad, no a los radares recaudatorios.
  • Las motos necesitan más plazas de aparcamientos legales, señalizadas, y que otros vehículos no puedan ocupar.

Estos son nuestros principios, si no os gustan, tenemos otros (o no).